19 feb. 2011

No existo sin ti.

Somos solo tú y yo, y no hay nadie más alrededor. Me siento colgando de un hilo. Es una larga caída. He estado tratando de respirar pero estoy luchando con aire. Estoy todo el tiempo deprimida, sin ningún lugar donde ir. Pero tú siempre estás ahí... Cuando todo se derrumba y parece que el mundo se estrella en mis pies. Cuando más me gustas es cuando estoy hecha un lío. Cuando yo misma soy mi peor enemigo. Tú me haces sentir guapa cuando no tengo nada más que probarme. No puedo imaginar como hice para que esto pase. No existo sin ti... Tú escuchas lo que digo cuando no digo nada. Tú eres mi amanecer, el lugar donde corro. Tú sabes como duele cuando todo se derrumba, y parece que el mundo se estrella en mis pies. Y cuando dices: <<cariño, vas a estar mejor>> te creo. Y deseo que de alguna manera pudiera verme pasar por lo que tú pasas. Con mis imperfecciones crees que soy perfecta. Cuando no es fácil, tú haces que valga la pena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario